Post actualizado en 23 de abril de 2019.

Los sponsors, patrocinadores o auspiciantes corporativos son personas o empresas que colaboran económicamente con el evento, con fines publicitarios. Sus objetivos radican en la posibilidad de ampliar su base de datos, hacer negocios o cerrar tratos.

Participan en eventos afines a su actividad para difundir sus productos o servicios, estimular sus ventas y obtener una recordación de marca, de su empresa o de sus productos.

Las formas de participación de un sponsor varían. Pueden ser patrocinadores pagando una cantidad de dinero, convenida previamente con el comité organizador, o haciéndose cargo de alguna o varias de las necesidades del evento.

Depende de lo que el organizador del evento le ofrezca, pueden participar en distintos espacios, y en esto desde la organización se tiene que ser creativo y flexible para negociar a través de distintos acuerdos de qué manera pueden formar parte del evento.

Es una relación comercial de reciprocidad, ya que un patrocinador por medio del pago en dinero o especias recibe un beneficio a cambio, generalmente vinculado a una acción de marketing y publicidad.

¿Cómo armar una propuesta de valor?

Para armar una propuesta de participación para ofrecer a potenciales auspiciantes, primero tenemos que tener definida una cantidad de cuestiones, haciendo hincapié en:

  1. La temática del evento y el público que asistirá (segmento y cantidad posible);
  2. Hacer un listado de empresas ligadas a la temática y a nuestro público;
  3. Confeccionar y presentar nuestra carpeta institucional (en la que debemos incorporar los datos del brief de nuestro evento, material adicional de la actividad, planos de exposición comercial si los hubiera);
  4. Coordinar reuniones con los gerentes de cada empresa;
  5. Hacer un seguimiento post cada reunión.

¿Qué ofrecer para patrocinadores de eventos?

Existen diferentes opciones para ofrecer a las empresas el patrocinio de nuestro evento. A continuación enumeramos algunas de ellas:

  • Renta de un espacio: un stand para que puedan tener presencia e intercambiar con los asistentes del evento en una zona especialmente preparada para este fin.
  • Simposio patrocinado: proponer una actividad dentro de la agenda del evento en la que puedan lanzar, relanzar o comentar alguna actualización en lo que respecta a sus productos o servicios.
  • Compra de paquetes de inscripciones: Si el evento es pago, para así poder ofrecerla como cortesía a algunos de sus clientes que puedan interesarse en nuestro evento.
  • Presencia en el sitio web: A través de un banner con su logo y un link a la web de la empresa.
  • Pago de alguna de las necesidades del evento: Como por ejemplo la impresión del programa final, el material de acreditación, la cartelería, la empresa de sonido y proyección, a cambio de que esos servicios cuenten con el logo de la empresa que lo paga).
  • Pago de algún espacio dentro del evento pero fuera de las actividades de la agenda: por ejemplo los livings, bares, algún salón especial, una fiesta, un almuerzo, etc.

Al armar la propuesta para presentar a las empresas que podrían transformarse en patrocinadores, es importante clasificar en categorías de acuerdo a la cantidad de dinero que pagarán o la cantidad de necesidades de las que se harán cargo.

Estas categorías son establecidas por el Comité Organizador y, por ejemplo, pueden distribuirse en:

  • Sponsor de Diamante
  • Sponsor de Platino
  • Sponsor de Oro
  • Sponsor de Plata
  • Sponsor de Bronce
  • Colaboradores

Te sugerimos descargar y leer la guía sobre cómo captar y mantener sponsors 

descarga ebook